5 historias de perros increíbles

5 historias de perros increíbles

Todos los perros son únicos y, sin duda, muchos hacen cosas increíbles que bien se merecen un poco de atención por parte del mundo. Aquí te traemos cinco historias de perros únicos que se han convertido en héroes por méritos propios.

 Joanie

Hace apenas unos días, unos oficiales del Control de Animales de la localidad norteamericana de Savannah, en Georgia, encontraron por la calle a Joanie. Esta preciosa pitbull blanca de nariz sonrosada estaba transportando en su boca a Chachi, un chihuahua malherido en el ojo. Según cuentan algunos testigos, Joanie dejaba de vez en cuando a Chachi en el suelo para lamer sus heridas y atenderla. Los oficiales acogieron a ambos perros, curaron a Chachi y ahora los dos han encontrado un nuevo hogar en Florida.

Ash

Una tarde de miércoles cualquiera, Peyton, un niño de dos años de Carolina del Sur, se perdió en medio del bosque acompañado de Ash, el pastor australiano de sus abuelos. Cuatro horas después, ya había anochecido y sus padres se empezaban a temer lo peor después de un rato de búsqueda sin éxito. Sin embargo, alguien vio de repente a Ash en un granero. Peyton dormía tranquilamente dentro del granero, ajeno al revuelo que se había causado y seguro porque el perro de sus abuelos no lo había abandonado en todo el rato.

Trakr

Después de ver por televisión los atentados del 11 S y las operaciones de rescate posteriores, James Symington, un policía canadiense, y su pastor alemán Trakr decidieron conducir 15 horas desde Nueva Escocia a Nueva York para echar una mano. Nada más llegar, a eso de las siete de la mañana del 12 de septiembre, Trakr encontró signos de vida entre los restos, de tal forma que los bomberos pudieron rescatar a Genelle Guzman, que llevaba atrapada más de 24 horas entre los escombros.

Hércules

Sin tener tiempo para aclimatarse a su nuevo hogar, este San Bernardo resultó vital para sus dueños Lee y Elizabeth desde el principio de la relación. Solo seis horas después de adoptarlo, acababan de traer a Hércules a casa y estaban a punto de salir de paseo con él cuando empezó a ladrar violentamente. De repente, salió corriendo hacia el sótano, donde se encontró con alguien que intentaba entrar a la casa de sus dueños de manera furtiva y lo ahuyentó.

Naida

Naida era una perra callejera de la ciudad rusa de Krasnoyarsk que acababa de ser adoptada cuando sucedió algo extraordinario que le hizo ganar enteros a los ojos de sus nuevos dueños. Andrei Pavlov, de cuatro años, era un niño de la misma localidad que estaba alimentando a unos patos cuando se cayó en el agua helada de un estanque. Naida, que lo había estado siguiendo a lo largo del día, empezó a ladrar sin parar hasta que consiguió alertar a unos trabajadores que rescataron a Andrei.

¿Conoces más historias increíbles? ¡Compártelo con nosotros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *