Ejercicios que puedes hacer en casa con tu perro

sumascota-fotos-FACEBOOK-de3octubre

La semana pasada llegó el otoño y con el los colores naranjas, rojos y amarillos en los árboles, la época de recoger setas, las tardes de cine con manta en el sofá y también las lluvias y más lluvias.

Seguro que el otoño pasado ya te pasó. Seguro que había días en que sacar a pasear a tu perro era imposible sin paraguas y sin calzarte las botas de agua. Resultado: bajar un momento para un paseo rápido aprovechando los cinco minutos que llovía poquito y, por hoy, se acabó la calle. Pero nuestros perros necesitan ejercicio diario como bien sabes.

Para cuando te encuentres en una situación como la que comentamos, te proponemos cinco actividades para hacer en casa, con las que conseguirás agotar la energía de tu mascota y divertirte con ella:

1. Subir y bajar escaleras

Si tienes la posibilidad de subir y bajar escaleras, este ejercicio es perfecto para trabajar músculos que no se trabajan en un paseo ordinario, a la vez que añaden un poco de dificultad al juego por el cambio de nivel. Sitúate con tu mascota en la parte más alta de las escaleras y tírale su juguete para que tenga que bajar a buscarlo. Cuando lo recupere, llámala para que te lo traiga de nuevo.

2.  Perseguir la luz

Un ejercicio que puedes hacer desde el sofá sin abandonar el calor de la mantita de las tardes de domingo es jugar con un puntero láser. Es fácil: apunta con el láser a algún sitio y consigue que tu perro se fije en él. A partir de aquí, mueve la luz evitando que la pueda atrapar. Es importante no enfocar el punto de luz a los ojos del perro para evitar posibles lesiones.

3. Trabaja su olfato

En uno de nuestros post anteriores comentábamos lo importante que era hacer ejercicios de olfato con nuestros perros como método para adiestrar y potenciar su mejor sentido. Os proponemos que escondáis algunas de sus golosinas por toda la casa y que tenga que buscarlas.

4. Carrera de obstáculos

Con cosas que tenemos en casa: una silla, un hula-hop, unos cojines… podéis montar un fantástico recorrido de obstáculos. Una vez lo tengáis a punto, debéis acompañar a vuestro perro en el recorrido y guiarle. Este ejercicio os servirá para cansarle física y mentalmente.

5. Jugamos en familia

La última actividad la podéis hacer todos los miembros de la familia conjuntamente. Cogéis alguno de los juguetes de vuestro perro y os lo vais pasando de unos a otros, mientras evitando que lo llegue a atrapar. Es el típico rondo de fútbol, pero aplicado a vuestra mascota.

Y tu, ¿qué haces los días de lluvia? ¡Cuéntanos las actividades que te divierten a ti y a tu perro cuando salir a la calle es sinónimo de acabar empapado!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *